Nuevas formas de abordar la educación

Tanto fue el gasto y dispendio en medios de comunicación por parte del gobierno federal anterior respecto a la necesidad de construir todo el escenario educativo en torno a la evaluación que hoy en día, para algunas personas resulta por demás imposible el pensar que se pueda centrar la actividad educativa sin depender completamente de la evaluación.

Si algo nos debe de quedar por demás en claro, es que la generación de toda una tecnoevaluocracia, como lo fue aquella burocracia que se creó en torno a la figura de la evaluación por la evaluación misma, no es el camino, ya que llevó a muchas problemáticas en nuestro país, con un gasto excesivo y sin aplicación alguna.

Por ello, cuando tenemos frente a nuestro camino la creación de las leyes secundarias que habrán de regir el cambio que tanto anhela el magisterio, necesitamos pensar que las nuevas formas que se implementen como lo es el camino que habrá de seguir la profesionalización y capacitación del magisterio.

En este sentido, mucho se ha hablado, de cuáles habrán de ser las nuevas formas que se habrán de generar por parte del poder legislativo, así como de la propia Secretaría de Educación Pública, tomando en consideración las opciones que existen, tanto en el aspecto horizontal, para quienes deseen crecer económicamente, sin tener que cambiar de puesto o, de forma vertical, para quienes si aspiren a crecer en el aspecto económico, pero avanzando en puestos como es el caso de la subdirección, Dirección, Supervisión, etc.

Hablando específicamente del crecimiento profesional en el aspecto vertical, considero pertinente que no sea bajo aspectos que tengan que ver estrictamente con aspectos como la antigüedad o estudios generales, sino que, tomando en consideración que los puestos que tienen a su cargo personal, recursos humanos y financieros, como son los puestos que tienen que ver con el crecimiento vertical, necesitan de igual manera, conocimientos específicos que aplican en dichos puestos.

Por ello, quienes pretendan acceder a un puesto de dirección, necesitarían, desde el momento de iniciar en el ejercicio de su puesto, que cuenten al menos, con competencias personales, profesionales e instrumentales como liderazgo, análisis crítico y sistematización de problemas, tolerancia, lectura y análisis político, comunicación, negociación, planeación y análisis organizacional para potenciar adecuadamente el trabajo del resto de la comunidad institucional.

Otros países como España, Alemania, China, etc., han implementado Instituciones especializadas en la formación en Dirección Escolar, por lo que bien vale la pena que nuestro país no deje de lado opciones que permitan mejorar la educación fortaleciendo adecuadamente los puestos de dirección en la administración escolar del Sistema Educativo Nacional.

https://manuelnavarrow.com/2019/07/18/nuevas-formas-de-abordar-la-educacion/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s